CONADEIPFutbol Americano

Diferentes Borregos para el despertar de Aztecas

Aunque en un inicio no se sabía o si quiera se imaginaba que iba a ser diferente en el partido, habían pistas que lo adelantaban. Diferente campo, diferente uniforme diferente vestidura y sí, incluso diferente césped.

Y es que para los Aztecas que hoy visitaron al Tecnológico de Monterrey campus Puebla, todo era fuera de lo cotidiano incluso en el marcador que arrojaba a instancias finales de un primer cuarto un pesado 17-0 a favor de los locales, con drama defensivo ya que los de azul habían provocado un balón suelto de los visitantes y devolviéndolo a las diagonales.

La sorpresa inicial para los de Fisher que rompía cualquier pronóstico, pero ¿qué había detrás de esto? Hay que ir al previo del partido.

“Vamos con todo, hoy sí Ganamos” “No hay quien nos pare”, “Hoy no dejamos ni un solo espacio” “Que se cuiden” Hoy venimos inspirados”. Estas fueron declaraciones de varios jugadores de Borregos Puebla. Una vez entendida la actitud de ellos, nos da el por qué los cartones gritaban faltando 5 minutos para el final del primer capitulo un 17-0.

De pronto una lluvia agregó más drama al asunto durante 3 minutos. El Cráter Azul resintió los dones de Tláloc pero fue hasta que acabó que los Aztecas despertaron gracias a Diego Ruiz, que con juego combinado y sorpresivo cambiaría el panorama de esta nublada tarde para los que hoy vestían de blanco y naranja.

Pinceladas de pase con mucha ambición hicieron recordar viejas costumbres haciendo conecte con sus receptores Jean Claude Madin, Eduardo RetanaKevin Bryant Correa quien puso los primeros puntos para los de Cholula.

Ya para el segundo cuarto cambió el panorama, pases largos, profundos y una defensa que lució extraviada permitiendo que el marcador diera la vuelta completamente y exclamara un 17-36.

Restaba un minuto para irse al medio tiempo y el silencio era pleno en el Cráter Azul. Con la lluvia, los gritos habían cesado, las caras largas en los niños de decepción, los más longevos del recinto mentando madres a los 4 vientos y los fantasmas de los partidos de siempre regresaron a sus pensamientos. “42-10 ganan los aztecas de la UDLAP”, “13-36 se imponen la ola verde a los Borregos”, “58-13 aplastante marcador para los de Cholula ante el ITESM”.

El ambiente entre la tribuna era apagado. De pronto tres fanáticos comenzaron a gritar ¡Vamos Borregos, vamos Borregos! Unos a los otros se voltearon a ver ¡Vamos Borregos! apoyados por el sonido local. Esos tres dieron fe que se propagó hasta que el grito volvió a cubrir el recinto, un rugido que impulsó a sus jugadores que respondieron de buena forma. Como espartanos empujaron hasta llegar a patear la puerta del touchdown, sin embargo el tiempo no les dio.

Para el tercer cuarto los que vestían de blanco y naranja no soltaron el acelerador, al igual que al inicio Madin y Rentana pusieron puntos para su causa solo que esta vez comandados por Javier Chío y apoyándose en Mauricio Valverde. Los Borregos peleaban para no decepcionar a su afición, sudor e ímpetu pero sobre todo garra para llegar a un último cuarto cardiaco. Faltando 4 minutos, los Borregos soñaban con la remontada 39-46, con una moral a tope ya que los últimos puntos les había precedido una captura del mariscal.

Los gritos eran ensordecedores, todo el espíritu emprendedor a flor de piel, el palco de cronistas se impregnaba de la duda si hoy se marcaría fin a la hegemonía verde, sin embargo vino el balde de agua a despertar del sueño. Pase de Diego Ruiz a Retana para cerrar el marcador en 39-53 de un partido que acabó con sensaciones diferentes que dieron paso a un partidazo.

Mostrar mas

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.